Festeja el Instituto Tecnológico de Salina Cruz el «Día del Maestro»

Ser maestro es una de las labores más nobles del ser humano. Seguramente existe un maestro que ha marcado tu vida o se ha convertido en una inspiración para tu vida profesional. Desde aprender a leer, hasta entender algunas complicadas teorías; estos seres humanos dedican su vida a mostrar lo que sabes y vale mucho reconocer su labor.

 

El día del maestro es una festividad en la que se conmemora a las personas que hacen de la enseñanza su trabajo habitual, como maestros, catedráticos y profesores. Por tal motivo, el 14 de mayo de 2015, el Instituto Tecnológico de Salina Cruz, ofreció una comida a todos sus docentes, para de esta manera celebrar este día.

 

En esta fecha los mexicanos recordamos lo más importante de la misión del magisterio, reconocemos su entrega, su profesionalismo, su enorme compromiso social y su poder transformador. Los maestros de México transmiten a sus alumnos, conocimientos, capacidades y valores necesarios para conquistar metas personales, en favor de ir modelando la sociedad que queremos tener como mexicanos.

 

Por lo anterior, esta fecha en l ITSAL no podía pasar desapercibida y con una comida reconoció la importante labor de sus docentes en favor de los jóvenes salinacrucenses y de la región istmeña, evento al cual asistieron aproximadamente 45 profesores y personal de apoyo a la docencia, quienes compartieron el pan y la sal para celebrar este acontecimiento.

 

En este acontecimiento, se contó con la grata presencia del Lic. Macario Quiroz Cortés, director del Instituto Tecnológico de Salina Cruz, quien en el uso de la palabra, felicitó a los profesores en su día y los exhortó a seguir trabajando siempre con la pasión que los ha caracterizado en favor de los jóvenes de la región. También asistieron los tres subdirectores de la institución: Ing. Ignacio parada Juan, M. C. Emo Jacinto Mendoza e Ing. Juan José Rementería Orozco.

 

Vaya desde este espacio una felicitación a todos los maestros del país, especialmente a los del Instituto Tecnológico de Salina Cruz, quienes sin lugar a dudas, entregan en el aula alma, corazón y vida en su loable trabajo, que es el de enseñar. Felicidades.